Cierra puertas el Drolma

La semana pasada asistimos a las dos últimas cenas ofrecidas por el Restaurante Drolma del Hotel Majestic antes de su cierre definitivo.Poco queda por decir de la manos mágicas de Fermí Puig que durante años nos ha hecho vibrar. A parte de la estrella Michelín cosechada hace años,ha sido uno de los pioneros de la alta cocina practicada en un hotel. La penúltima cena la disfrutamos con varios miembros de la Academia Catalana de Gastronomía.

Despedida en el Drolma¡Echaremos de menos el cabrito enfangado!
De todas formas esperamos con ilusión su nuevo proyecto que parece ser verá la luz el próximo año.

Comiendo con Juan Mari Arzak

Viajar a San Sebastián impone visitar el que fue y sigue siendo primer santuario de la gastronomía española y mundial, que es el restaurante de Juan Mari Arzak en el Alto de Miraflores. Estuvimos hace unos días conociendo la nueva carta y uno de los platos que más nos gustó fue un Cromlech y cebolla con té y café, bogavante coralino, ensalada de tapioca y cítricos y huevo marino de roca. Se come con las manos como un pintxo y se rellena con el cubierto.
Plato Arzak
De casta le viene la alta cocina pues ya sus abuelos crearon primero una taberna y más tarde sus padres lo que hoy es una institución.
Juan Mari Arzak y Paco
Juan Mari estudió en la Escuela Superior de Gastronomía de Madrid e hizo prácticas, entre otros, en Girardet, el mítico restaurante suizo y mantuvo colaboraciones con el célebre lionés Paul Bocuse, obteniendo en 1989 su tercera estrella Michelin y consolidándose como uno de los referentes de la cocina nacional e internacional.